ECOGRAFÍA

En la actualidad ya nadie pone en duda la utilidad de la ecografía en el diagnóstico, pronóstico y tratamiento de la mayoría de lesiones musculoesqueléticas.

La inocuidad de la prueba y la inmediata disponibilidad han convertido a la ecografía en una de las exploraciones complementarias más utilizadas y versátiles en el diagnóstico y tratamientos del aparato locomotor

Consiste en la utilización de las ondas sonoras (ultrasonido) para crear imágenes de los tejidos y estructuras del interior del cuerpo. A diferencia de las radiografías, la ecografía no utiliza radiación. La ecografía también puede mostrar partes del cuerpo en movimiento, por ejemplo, el corazón latiendo y la sangre fluyendo por los vasos sanguíneos.

ecografia.jpg

La Ecografía Musculoesquelética es la única técnica de imagen inocua que se realiza en consulta y que proporciona la imagen de la articulación en tiempo real, en movimiento y, además, es muy bien aceptada por el paciente. Esta ecografía facilita un buen entendimiento de la alteración anatomoclínica a través de la información morfológica de las estructuras peri e intraarticulares que aporta en modo B o escala de grises.

El modo Doppler detecta y cuantifica el flujo vascular en tiempo real. En los procesos inflamatorios, la presencia de señal Doppler representa flujo vascular patológico que indica actividad inflamatoria.